control de plagas en Galicia

Radón: el gas cancerígeno que acecha Galicia

Posteado el 26 octubre, 2017 ·

No es fácil detectarlo, ya que es incoloro y tampoco presenta olor. Sus efectos sólo se hacen visibles a largo plazo y pueden ser fatales. Hablamos de un gas noble, con características radiactivas, que según la Organización Mundial de la Salud se ha convertido en la segunda causa del cáncer de pulmón, solo por detrás del tabaco. El radón, así se llama este enemigo de nuestra salud,  puede colarse en nuestras casas por las grietas. De hecho, su presencia es mayor de lo que podamos pensar y son muchas las viviendas que contienen grandes cantidades de este gas en sus sótanos. Nuestra empresa de control de plagas en Galicia quiere destacar que, precisamente, es nuestra comunidad autónoma la más expuesta a este peligro a nivel nacional.

En Asturias y Cataluña tampoco se quedan atrás, se estima que un 10% de los edificios construidos en estos territorios presentan elevados índices de radón. Este mapa de situación se elaboró hace años, al tiempo que se investigaba las posibilidades de minimizar el impacto de este gas radiactivo. Sin embargo, recientemente se ha desarrollado en Galicia otra investigación que establece una relación causal entre su presencia en nuestra tierra y la aparición de tumores cerebrales. El crecimiento de este tipo de cáncer se ha vuelto notable en las provincias de Ourense y Pontevedra.

En algunas poblaciones de Orense las cantidades de radón residencia registrada supera con creces los límites permitidos. Además, desde la Comisión Europea dichos niveles se han visto ajustados a 300 becquerelios por metro cúbico. Algunos expertos señalan que por cada 100 becquelerios que se superen de dicho límite el riesgo de padecer cáncer se incrementa en un 16%. Todavía queda mucho camino por recorrer en la investigación sobre las consecuencias de este gas para nuestra salud. Habría que estudiar la edad y los factores de riesgo de las personas que terminan por desarrollar una enfermedad tumoral.

En Galides nos hemos preguntado de dónde procede el radón y la respuesta es sencilla, fundamentalmente se desprende de los asentamientos de granito en el subsuelo. Afectando directamente a las poblaciones que se asientan sobre los mismos. Según se detalla desde el Instituto Geológico y Minero de España el radón se genera como consecuencia de la desintegración del uranio contenido en minerales radiactivos en las rocas en estado natural, principalmente en el granito.