Control de plagas Vigo

Efectos devastadores del picudo rojo

Posteado el 11 mayo, 2015 ·

¿Qué es el picudo rojo? Se trata de un escarabajo de procedencia asiática que destaca por su gran voracidad para acabar con las palmeras, provocando su muerte. Para que te hagas una idea de lo realmente peligrosos que pueden ser, en seis meses los descendientes de una única pareja pueden destruir ellos solos a una palmera. Su ataque, además de mortal, es devastador en Comunidades Autónomas como Catalunya, Valencia, Murcia, Andalucía o Baleares. Aunque rara vez encontramos palmeras en lugares más fríos, éstas suelen estar presentes en las zonas más turísticas y es frecuente verlas adornando parques, paseos marítimos o playas. Para proteger a las palmeras del ataque de estos insectos lo más eficaz será contratar los servicios de una empresa especializada en el control de plagas en Vigo o en cualquier otra ciudad.

Uno de los mayores problemas al que se enfrentan las empresas de control de plagas en Vigo es que no es fácil percibir signos exteriores del daño que provocan dentro de la palmera. La especie más afectada es la palmera canaria y quizá por su belleza sea la que más abunda en jardines y en espacios públicos. Lo malo es que si no se actúa a tiempo éstas acabarán sucumbiendo.

El proceso comienza cuando la hembra fecundada pone los huevos en los orificios de los tallos de la palmera. El huevo es de color blanco brillante y tiene forma ovalada. Entre el cuarto y el sexto día, dependiendo de la temperatura del ambiente, se convierten en larvas sin patas de color amarillo blanquecino con unas mandíbulas muy potentes que evidentemente utilizan para construir galerías en los troncos de las palmeras. De hecho, son capaces de excavar túneles de hasta 1 metro de longitud.

Tratamiento contra el picudo rojo

Desde Galides empleamos dos métodos para combatirlo: unos eficaces insecticidas que se inyectan en el tronco y viajan por la savia de la palmera atacada por este insecto y que están dando muy buenos resultados y por otro lado, la realización de tratamientos de pulverización con un insecticida cuya materia activa puede ser, entre otros, imidacloprid, clorpirifos, tiametoxan. Asimismo y de manera paralela en la actualidad se están investigando nuevas técnicas que consisten en la utilización de hongos para que acaben con la presencia de esta plaga.

Una de las consecuencias del daño provocado por el picudo rojo es que se está dejando de comercializar la palmera canaria, siendo sustituida en el mercado por otras especies que no se han visto afectadas.